La evaluación en el proceso didáctico

LA EVALUACIÓN EN EL PROCESO DIDÁCTICO 

Introducción. 

El proceso didáctico, como todo sistema estructurado, está establecido en tres elementos fundamentales: Entradas o Preparación, Proceso o Realización y Salidas o Resultados. Como todo proceso, igualmente lleva a la par otro proceso de evaluación continua que permite en cada fase anteriormente señalada el recibir datos sobre su funcionamiento y disponer en su caso de los elementos de mejora o rectificación necesarios. Es lo que se denomina feed-back o realimentación. 

La evaluación continua. 

Se llama evaluación continua a la que engloba todo el proceso de aprendizaje, y se refiere tanto al/a la formador, al/a la alumno/a o a la marcha del proceso. La evaluación continua contempla tres fases en su proceso: 

La evaluación en el proceso didáctico 

Evaluación diagnóstico o inicial. 

Es la determinación de la presencia o ausencia en un alumno de capacidades, habilidades motrices o conocimientos. En ella se recibe también información sobre la motivación del/la alumno/a, sus intereses, etc. 

Es la determinación del nivel previo de capacidades que el/la alumno/a tiene que poseer para iniciar un proceso de aprendizaje y la clasificación de los/as alumnos/as por medio de características que están relacionadas con formas de aprendizaje. Mediante la evaluación se determinan las causas fundamentales de las dificultades en el aprendizaje. 

La evaluación diagnóstico se realiza al principio de una etapa de aprendizaje, o cuando hay dudas, durante el proceso de que un/a alumno/a tiene cualquier tipo de dificultad. Puede realizarse tanto al principio de curso, como al principio de cualquier núcleo temático, o semana, o día. Es conveniente estar en situación continua de diagnosis. 

Evaluación formativa o de procesos. 

Es la realimentación del/la alumno/a y del/la formador sobre el progreso del/la alumno/a durante el proceso de aprendizaje y la identificación de los problemas más comunes de aprendizaje para solucionarlos mediante actividades y organizar la recuperación. Se realiza durante todo el proceso de aprendizaje. 

 

Evaluación sumativa o final. 

Es la que certifica que una etapa determinada del proceso, pequeña o grande, se ha culminado o la que se realiza cuando se deben tomar decisiones en caso de competencia entre varias personas: puestos limitados, oposiciones, etc. 

Se produce al final de una etapa, día, semana, mes o curso, o al comienzo de una situación en la que hay plazas limitadas. 

 

Concepto de evaluación: 

La evaluación es una actividad sistemática y continua como el mismo proceso educativo, un subsistema integrado dentro del propio sistema de la enseñanza y tiene como misión especial recoger información fidedigna sobre el proceso en su conjunto para ayudar a mejorar el propio proceso, y dentro de él, los programas, las técnicas de aprendizaje, los recursos, los métodos y todos los elementos del proceso. 

La evaluación debe servir de ayuda para elevar la calidad del aprendizaje y aumentar el rendimiento de los/as alumnos/as. 

 La evaluación en el proceso didáctico

Los instrumentos de la evaluación. 

Instrumentos para recibir la información

La comunicación didáctica: Interacción formador-alumno/a

Diálogo didáctico: Observación y escucha 

Preguntas: 

Individual 

A toda la clase en general  

Para contestar en grupos  

Para iniciar un diálogo 

La observación 

Sistemática: Cuando se utilizan técnicas de almacenamiento de información.  

Asistemática: Cuando se manifiesta atención continua. 

 

Actividades y ejercicios Actividad normal del aula  control de dificultades revisión continua de trabajos

Seguimiento del trabajo en grupos  

Valorar el trabajo libre 

Comprobar el grado en el que se van consiguiendo los objetivos 

Autoevaluación y chequeo periódico de logros y dificultades 

La evaluación en el proceso didáctico

Trabajos de los/as alumnos/as 

Evaluado por el/la formador, por otros/as alumnos/as, por su grupo de trabajo, autoevaluado, en común por formador, otros/as alumnos/as y él mismo. 

 

La evaluación continua en una sesión de clase. 

Momentos de la sesión de clase en que se requiere información 

Momento  Información buscada  Con el fin de… 
5.1. Al 

comienzo de la sesión de clase 

Situación de los/as alumnos/as con respecto al tema  Iniciar la transmisión del 

mensaje. Recordar

información anterior 

Grado de disposición hacia las actividades de la sesión  Utilizar elementos motivadores distintos a los previstos 
Detectar posibles dificultades que pueden surgir debido a problemas externos a la clase  Solucionarlos flexiblemente 
5.2. Durante la sesión de la clase  Nivel de atención 

Interés por el tema 

Emplear elementos motivadores, Hacer preguntas. Activar

métodos 

Dificultades individuales y en grupo en el aprendizaje  Utilizar algún tipo de ayudas personales o de recuperaciones  inmediatas 
Cantidad de información que llega al/a la alumno/a y cómo la asimila  

Dudas que pueden surgir 

Volver a explicar. Ampliar información. Realizar ejercicios de comprensión. Modificar el ritmo de presentación de la información 
Grado de participación individual en las actividades tanto de grupo completo c o mo 

trabajo 

de grupos de  Orientar individualmente 

Reestructurar la marcha de la clase 

Si los recursos d el aprendizaje  idáctico facilitan  Apoyar con

explicaciones 

Cambiar los recursos 

Final de la sesión de clase  Nivel de logro de la clase   los objetivos de  Reformular los objetivos si es necesario 

Reestructurar la información de la próxima sesión de

trabajo 

Procurar la recuperación de aprendizajes no

logrados 

Opinión del alumno sobre 

actividades y metodología 

Revisar metodología